Seleccionar página


Los retratos de Hope Gangloff parecen más bien instantáneas pintadas. Los personajes que aparecen constantemente en su trabajo son jóvenes típicamente contemporáneos. Con un uso muy cuidadoso del color, la artista capta momentos cotidianos de su vida con claridad, honestidad y una inmediatez cautivadora. Retratos psicológicos, cada uno de ellos insinúa una historia de fondo mediante la sugestión de la línea y la paleta distintivas del la artista. Gangloff combina las rarezas de dibujo simbolista con una intensidad visionaria siempre hasta el más mínimo detalle.
Gangloff presenta hasta el próximo 12 de marzo una serie de nuevas pinturas en la galería Susan Inglett de Nueva York. Para más información, pincha aquí
Hope Gangloff
Galería Susan Inglett. Nueva York
3 febrero – 12 marzo 2011

Ir al contenido