Seleccionar página


El Hirshhorn Museum en Washington presenta la exposición de Yayoi Kusuma titulada Infinity Mirrors hasta el 14 de mayo. Una exposición que hace honor a más de sesenta años de carrera de la legendaria artista japonesa que promete ser una de las más grandes experiencias artísticas del año 2017. Los visitantes pueden descubrir seis de las fascinantes “rooms” y una selección de pinturas extraídas de su más reciente serie, My Eternal Soul.
A lo largo de su carrera, Yayoi Kusuma creó más de veinte “rooms” introduciendo el espejo e inaugurado un trabajo sobre la reflexión y la construcción en abismo de su propia imagen. El espectador experimenta con una inmersión sensorial espectacular, jugando sobre la desorientación por efectos de reflejos y de luces que se desmultiplican. Un espectáculo que se empieza con la famosa Infinity Mirror Room – Phalli’s Field (1956/2016), una instalación tapizada con espejos en el suelo que se refiere al primero “happening” de la artista. Yayoi Kusama está acostada en un colchón, rodeada de formas fálicas con lunares. Se puede descubrir también ambientes creados más recientemente como Souls of Millions of Light Years away (2013) habiendo servido de decorado al clip Where we were young de la cantante Adele, invitándonos a un viaje cósmico el seno de universos de luces brillantes.
Yayoi Kusuma nació en 1929 (86 años) en Nagano en Japón.  Comenzó a dibujar y pintar a la edad de 10 años para escapar de las alucinaciones que padece; alucinaciones que influyeron muchísimo sobre su trabajo. Yayoi ya expuso a la edad de 16 años en su país, pero en 1957, gracias al artista Georgia O’Keeffe, ella se va a los Estados Unidos. Conocerá a artistas como Marco Rothko, Barnette Newman e incluso Andy Warhol. Yayoi Kusuma participó de manera indirecta en el movimiento de la Psicodelia y de Pop Art.
Yayoi Kusuma
23/02/2017 al 14/05/2017
Independence Ave SW
Washington – DC 20024
Más información aquí
Web artista

Ir al contenido